Formas De Crédito Comercial

En la actividad mercantil existen diferentes formas de otorgar créditos debido a la diversidad de actividades comerciales y al tipo y característica de los productos que ingresan al circulo comercial y posterior distribución.

Ahora bien, este crédito esta orientado hacia el consumidor y el comerciante del cual detallaremos a continuación:

20.1. FORMAS DE CRÉDITO AL CONSUMIDOR
Estas formas de crédito se refieren a la venta o transacción de bienes o servicios que el consumidor intermedio o final espera adquirir en forma directa para beneficio personal, familiar o grupal.

Dentro de al diversidad de actividades comerciales se presentan diferentes formas de crédito al consumidor. Algunos de ellos son:

a) Forma de Pago Quincenal o Mensual
Las compras realizadas por el cliente en forma mensual o quincenal deben ser pagadas al finalizar la fecha de vencimiento.

Esta forma tiene la ventaja de condicionar al cliente al pago de su deuda cuando este tenga su máxima disponibilidad de efectivo que pueda coincidir con el pago de su remuneración (15 y 30 de cada mes). Pero tiene una gran desventaja; es que se acumulan las cuentas por pagar.

b) Forma de Crédito Renovable Simple
Mediante esta forma el cliente puede efectuar compras hasta el limite fijado por la empresa vendedora. (Frecuentemente es un limite o tope escalar y ascendente).

En el caso en que limite sea sobrepasado, el cliente tendrá que abonar la diferencia o pedir nuevo limite mantenido un ciclo variable. Esta decisión solo podrá definirla la política de créditos, o en su caso, el reglamento respectivo.

c) Forma de Crédito a Través de Intermediarios
Mediante esta forma, una persona o entidad garantiza con valores negociables, garantías prendarías o personales, para que cualquier otra persona autorizada efectúe compras por cuenta del intermediario, encargándose este de la cobranza y posterior pago al acreedor.

Por este servicio la empresa vendedora, le otorga un descuento el intermediario. Esta forma de crédito es de uso frecuente en autoservicios centros comerciales o cooperativas de consumo.

d) Forma de Crédito por Asociación
Cuando un grupo a la totalidad de trabajadores de una empresa solicita abrir una cuenta, con respaldo de la empresa donde trabaja; con cargo a la cual pudiesen adquirir mercaderías todos los integrantes de la misma; haciéndose responsable aquel del crédito además del descuento que le concede la empresa vendedora. Actualmente es utilizado en muchas empresas que tienen su centro comercial para uso exclusivo de sus trabajadores como es la mercantil o la cooperativa de consumo.

e) Forma de Crédito Bancario
Esta forma cera el mecanismo del crédito a través del intermediario comercial, e intervienen los bancos e entidades financieras mediante la entrega de una tarjeta de descuento al cliente que quiere acogerse al sistema y cuyo movimiento y control puede ser mediante cuenta corriente o tarjeta de crédito.

Con la tarjeta se puede adquirir bienes de consumo en el establecimiento autorizado a trabajar bajo esta modalidad de pago con cheque o vales de descuento. Actualmente se encuentran circulando en nuestro medio tarjetas de crédito bancarias y no bancarias, propias de un establecimiento comercial y también tarjetas no crediticias.
Estos cheques o vales serán depositados por los comerciantes en los bancos que autorizan su circulación para su abono en cuenta corriente. Se confirma que esta forma de otorgar crédito es cada vez mas difundida y aceptada por el comercio.

f) Forma de Crédito de Venta a Plazos o en Cuotas
Esta forma permite al cliente adquirir bienes de mayor valor cuando no esta económicamente capacitado para cubrir o no puede pagar el importe total de lo que compra en forma inmediata.

Al precio de venta al contado se le recarga intereses y otros gastos. El valor total será prorrogado en cantidades iguales en los meses del plazo que se le otorgue al cliente. (generalmente es más de 90 días)

Esta modalidad crediticia se puede utilizar de la siguiente manera:

  • Contrato de venta condicional Principalmente por el gran valor del articulo que se vende, el comerciante toma una serie de precauciones para proteger sus intereses y entre ellos, fundamentalmente esta el de conservar el dominio del bien objeto de la operación, mediante un contrato de venta condicional con retención de propiedad. En el contrato se especifica que el poseedor del bien puede usarlo, disfrutarlo, conservarlo, pero sin transmitirle el dominio ni entregarle el titulo de propiedad, como puede ser la factura y en esas circunstancias permanecer hasta cuando el comprador no haya cumplido con pagar la totalidad de la obligación. Si los pagos no se cumplen en las fechas previstas, el comerciante tiene el derecho de confiscar o embargar el bien, sin que esto libere al comprador de pagar el saldo pendiente y las cuotas que demande dicha acción.
  • Contratos Generales A diferencia del anterior, en esta clase del contratos el vendedor no tiene ningún derecho de incautar o confiscar el bien entregado; por lo tanto, antes de hacer una venta en estas condiciones,, el comerciante tiene que averiguar todo lo relacionado con el cliente para evaluar objetivamente el riesgo del crédito que otorga, para ello lo que se exige es una garantía adicional o colateral como la fianza o el aval de otra persona que demuestre tener recursos propios para cubrir la deuda.
g) Forma de Crédito Renovable Mixto o Rotativo
Esta forma es una combinación del crédito renovable simple y del de venta a plazos. Consiste en términos generales en señalar al cliente un limite de crédito pactado y establecido cuya cantidad debe invertir aquel en diferentes tipos de bienes.

La compras realizadas por el cliente que no pueden excederse del limite establecido, pueden pagarse en plazos que fijan ambas partes, pero a medida que el consumidor va efectuando sus pagos, va aumentando en igual cantidad sus posibilidades de compra. Esta modalidad de crédito es frecuente en centros comerciales de ventas al por menor.

20.2. FORMAS DE CRÉDITO AL COMERCIANTE
El Comerciante constituye un factor importante para incrementar substancialmente las ventas. Por tal razón, el otorgarle crédito debe ser de prioridad para la consolidación de nuestros objetivos comerciales. Las principales formas de crédito pueden ser:

a) Condiciones de Pago, Venta a Crédito
Se puede definir como condición de pago al limite de tiempo que el vendedor concede al comprador para la cancelación de su deuda, o las distintas formas que mantienen los comerciantes para conceder créditos a sus competidores minoristas.

La variedad de condiciones permite ampliar los métodos de venta y estos varían de acuerdo a la agresividad de la competencia, potencialidad del mercado, ampliación de capital, posibilidades de financiamiento etc., muchas veces asumiendo un alto riesgo en la concesión del crédito.

Algunas de estas condiciones o términos son:

• Pago Anticipado Técnicamente esta condición no tiene características de una transacción crediticia, porque no existe el elemento riesgo y tiempo que son inherentes a las transacciones de crédito. Pero cuando un comprador es nuevo o tiene un crédito establecido de poco merito, el vendedor no desea asumir mayor riesgo, entonces las empresas exigen pagos por adelantado que pueden fluctuar de las siguientes maneras:
  • Pago total antes de la entrega
  • Efectivo con el pedido
  • Efectivo parcial por anticipado
  • Letra aceptada con el pedido
  • Cheque sin fecha, con fecha adelantada o en blanco
• Plazos para pagar al contado Mediante esta forma, entre la empresa y el comerciante existe un entendimiento expreso o implícito en las cuales el comerciante da un plazo para el pago de la deuda de entre 30 y 90 días. En la factura la condición de venta es al contado y el documento es retenido por el vendedor hasta cuando se cumpla las condiciones pactadas de pago. Esta modalidad de crédito es frecuente para la venta de productos que tienen mucha demanda en el mercado.

b) Crédito por Pedidos Globales, Acumulados o en Cuenta Corriente
Esta forma se aplica cuando los compradores minoristas efectúan compras casi a diario durante un mes, como consecuencia de esta acción se acumulan sus cuentas; entonces la empresa vendedora fija una o dos fechas de facturación, que puede ser quincenal o a fin de mes. Esta condición es señalado por el vendedor, el mismo que exige a que cuenta corriente debe depositar el comprador el pago parcial de su deuda. Aquí se utiliza con frecuencia el sistema bancario o financiero cuando se trata de clientes no locales. (provincias)

c) Crédito Pos-fecha o por Temporada
Aquí las condiciones de pago comienzan a computarse desde determinado día futuro, (Fecha Pre-fijada). Esta forma puede ser empleada para estimular la demanda de clientes que no pueden pagar, sino hasta cuando la temporada este avanzada o al finalizar la misma.

Es ventajoso para la empresa vendedora, porque pueden planear su producción sujetos a pedidos por temporadas y evitar gastos de almacenamiento y manejos de Stocks.

d) Descuento por Pago Adelantado o Pago Anticipado
Es una reducción del monto global de la cuenta, cuando se paga dentro de un periodo especifico, antes del plazo establecido. Se realiza esto con el objeto de que el comprador al ver el monto del descuento tenga mayor interés en realizar el pago rápidamente, dentro de las condiciones señaladas por la empresa. (estimulo por pronto pago). Este descuento puede ser a escala proporcional considerando que a menor tiempo en el pago, mayor es el descuento.

e) Crédito de Venta a Plazos
Esta forma es de uso frecuente en el comercio nacional y local, puede ser a mediano plazo y largo para la venta de bienes muebles o a corto plazo para mercaderías.

En esta forma de crédito se utilizan con frecuencia los instrumentos de crédito y las garantías en sus diversas modalidades ya que el mismo obedece a procedimientos estandarizados y que serán tratados en un capitulo aparte. Generalmente se lleva a cabo de dos maneras:

• Venta a plazo con cuota inicial Al cliente se le solicita un adelanto del crédito bajo la forma de cuota inicial que variara de acuerdo al precio y volumen del pedido, y el saldo se prorratea en cuotas iguales en los meses de plazo que se le conceden.

Se utiliza esta forma cuando los solicitantes o clientes son de una moral dudosa, experiencia negativa anterior o son económicamente débiles, o clientes que por primera vez solicitan crédito. Se actúa así con el objeto de respaldar la operación, como cubrir los gastos de gestión en el supuesto de que el cliente se retracte de la compra y devuelva la mercadería o no cumpla con los pagos y se tenga que recurrir a su recuperación mediante un proceso judicial o condicional.

• Venta a plazos sin cuota inicial En esta forma, no se solicita un adelanto o inicial, pero se establecen las condiciones para un pago a plazos determinado. En condiciones normales estos plazos pueden fluctuar entre 30, 60 y 90 días calendarios, de acuerdo a la solvencia del cliente o su forma o habito de pago, pero en condiciones extraordinarias, estos plazos se acortan y solo se puede trabajar con plazos de entre 15, 30, o 45 días prorrogables.

f) Forma de Crédito por Consignación
Es frecuente que una empresa fabricante o distribuidora de productos nuevos, conceda directamente o por intermediarios facilidades de crédito orientados a los comerciantes minoristas, que utilizan formas de crédito a plazos. O también cuando el comprador constituye un alto riesgo.

La empresa vendedora, toma precauciones para garantizar el pago de la mercadería y el valor entregado al comerciante, reteniendo el titulo de los bienes hasta que estos sean cancelados. Si el consignatario falla, el bien no le pertenece, sino a la empresa quien le entrego; Cuando los bienes son vendidos por el consignatario y cobrados por este, el vendedor recibe el producto de la venta. Si el consignatario no comercializa los bienes no tiene obligación de pagarlos, pero si regresarlos a su proveedor tal como este le entrego.

Así mismo puede prevenirse la falta de pago, por medio de un contrato de cesión de todos los documentos que respalden las ventas a crédito al comerciante minorista o detallista. Un contrato de consignación debe incluir requisitos legales que normen la condición de entrega y devolución de la mercadería, de otra manera podría considerarse como un contrato de venta que por lo general, no refuerza la solidez que este tipo de contrato requiere.

Hasta aquí hemos dado una visión general de las diferentes modalidades de crédito que actualmente se encuentran en le comercio. En el siguiente capitulo hablaremos sobre las practicas del crédito en condiciones de capacidad empresarial.